Otros teóricos

Inicio >> Teóricos > El periódico digital: características de un nuevo medio

TEÓRICOS


El Periódico Digital:
características de un nuevo medio
Alejandro Rost (2003)

Este trabajo es parte del Proyecto de Investigación D042 "Estrategias en la comunicación escrita y visual en un diario de referencia. Nuevas tecnologías: cambios en la presentación periodística", dirigido por Juan Carlos Bergonzi.


Indice
:
¿Periódico digital, sitio de noticias, o qué?
Un nuevo medio de comunicación
Características distintivas del PD
1) Interactividad
2) Hipertexto
3) Documentación
4) Actualidad múltiple
5) Recursos multimedia
6) Personalización
Conclusiones
Notas
Bibliografía citada

 

¿Periódico digital, sitio de noticias, o qué?

Vamos a referirnos aquí a las características básicas del Periódico Digital, los rasgos diferenciales del Periódico Digital respecto a los otros tres medios que lo han precedido en la historia del periodismo como son: el diario en papel, la radio y la televisión.

El periódico digital ha recibido muchas denominaciones: periódico electrónico (Armañanzas, Díaz Noci y Messo, 1996), informativo electrónico multimedia interactivo (Díaz Noci, 1996), servicio informativo online (Pérez Luque y Perea Foronda, 1998), periódico cibernético (Alvarez Marcos, 1995), prensa online (Cabrera, 2000), diario digital (Canga Larequi y otros, 2000; Armentia y otros, 2000), diario online (denominación usual de los propios medios en Argentina), sitio de noticias online (Boggio, 2001), sitio web de noticias (Outing, 2002), diario en internet, ciberperiódico, y un largo etc.

En los últimos años se habla más de periódico digital pero también de sitio de noticias. El sustantivo periódico ha sido criticado por algunos autores (Cabrera, 2000; Boggio, 2001; De Pablos, 2003) porque señalan que el medio tiene una difusión continua, que no está sometida a períodos determinados. De todos modos, también es cierto que se trata de un medio que renueva la mayor parte de sus contenidos en ciclos diarios y al mismo tiempo organiza otra buena parte de sus contenidos en fragmentos periódicos mayores o menores a un día: están las noticias que se difunden en directo, las de último momento, otras que son contenidos especiales que permanecen a disposición durante varias semanas e incluso otros contenidos a los que se puede acceder a través de buscadores y que ni siquiera son de actualidad. Por eso la periodicidad también marca al medio, y sobre todo a aquellos que han nacido del diario impreso.

El adjetivo digital presenta menos discusión porque alude al soporte tecnológico del que se sirve el medio en contraposición de los medios tradicionales que son analógicos. La digitalización de los contenidos es la que permite esa desmaterialización de la escritura, los sonidos y de las imágenes en series de códigos de ceros y unos, los átomos se transforman en bits, en unidades de información. Esta digitalización da unas posibilidades de manipulación sin restricciones físicas y a grandes velocidades por lo que es la que ofrece las características más distintivas del nuevo medio.

La denominación sitio de noticias es más específica del medio Internet y de los diseñadores de webs. Tiene la ventaja de que no nos remite tanto a los diarios impresos y puede utilizarse para cualquier medio de actualidad en el entorno digital.

Aún así, la discusión sobre cómo llamarlo está abierta y seguramente van a pasar algunos años hasta que se consensúe una denominación. Si es que se llega a un consenso.


Un nuevo medio de comunicación

El Periódico Digital es un nuevo medio de comunicación. ¿Qué quiero significar con esto? Dos cosas: una que es NUEVO, es decir, no solamente que antes no existía sino que además es reciente. Es un medio que tiene una corta historia, los primeros periódicos digitales nacieron en Estados Unidos (San José Mercury News, www.sjmercury.com) y en Inglaterra (The Electronic Telegraph, www.telegraph.co.uk , versión del Daily Telegraph) hace apenas nueve años, en 1994 (1).

En Argentina, los tres primeros diarios que hicieron su incursión en la red lo hicieron un año después, en 1995, año en que comenzó la difusión comercial de Internet en nuestro país. El primero fue una versión pesada y extremadamente lenta del centenario diario Los Andes de Mendoza que se llamó Los Andes on line y que se lanzó en setiembre de 1995. El primer peso pesado de Capital Federal en seguirlo fue otro diario centenario, La Nación, quien creó el 17 de diciembre de ese año La Nación on line (2). Y en la medida que este medio es nuevo, que es reciente, todavía está en un proceso de definición de su lenguaje, se está formando.

Y dos, que es un medio de comunicación, OTRO medio de comunicación, un medio de comunicación diferente a los demás existentes. Si bien nace principalmente de la matriz del diario impreso, hereda gran parte de sus contenidos, sus formas y estructuras, es un medio que tiene un soporte diferente (con sus ventajas y desventajas), que tiene otras posibilidades de descripción de la actualidad, que tiene un proceso de recepción diferente, y que por lo tanto requiere un tratamiento periodístico diferente.


Características distintivas del PD

Vamos a hablar de seis características que lo definen como nuevo medio y lo diferencian de los tradicionales:

1) Interactividad

2) Hipertexto

3) Documentación

4) Actualidad múltiple

5) Multimedia

6) Personalización


1) INTERACTIVIDAD

La interactividad es una de las características que más se mencionan de los medios digitales. Es una palabra de moda, que suena bien, hoy todos los medios se ufanan de ser "interactivos", y hay incluso medios tan poderosos y precursores como la BBC que incluso modificó su nombre para pasar a llamarse la BBCI, o sea la BBC interactiva. Pero ¿qué es la interactividad? ¿Qué implica ser un medio interactivo? Aquí es donde empiezan a surgir las dudas.

Hay básicamente dos posiciones. Para algunos, la interactividad se limita a las posibilidades de actuación del lector sobre los contenidos. Qué alternativas tiene el usuario de interactuar con los contenidos que le presenta el medio, de seleccionar ciertas cosas por sobre otras, de provocar ciertas modificaciones en los contenidos (aunque de resultados predeterminados), es decir, de tener cierto control de qué se difunde, cómo se difunde y cuándo. La imagen que representa a esta conceptualización de la interactividad es la del internauta que acciona insistentemente su ratón para seleccionar contenidos y producir determinados efectos en lo que está leyendo o viendo.

Este tipo de interactividad tiene un componente lúdico muy importante, esto de jugar con el ratón evidentemente es un entretenimiento para al usuario. Pero a la vez y en lo que hace al periódico digital, esta interactividad da enormes posibilidades de acceso, gestión y distribución de la información. Se establece un diálogo con la máquina (la computadora) en el que el lector va definiendo caminos de lectura a través del hipertexto. Permite acceder a capas más profundas de la información (documentos de primera mano, sitios externos al periódico, noticias publicadas anteriormente y que sirven de contexto). También da posibilidades de personalizar los contenidos, al poder el lector seleccionar qué tipo de noticias prefiere que el periódico le envíe diariamente por correo electrónico por ejemplo. La interactividad aquí consiste en que el individuo "pregunta" y el sistema informático le responde automáticamente

Es una interactividad CON LOS CONTENIDOS, una Interactividad que podríamos llamar INTERACTIVIDAD SELECTIVA (Rost, 2001).

¿Pero es éste el único tipo de interactividad posible? Para muchos medios y auotres sí, pero evidentemente hay otro tipo de interactividad que es tanto o incluso más importante. Se trata de esa interacción que uno puede establecer con otros individuos a través del soporte digital y que va más allá del diálogo del individuo con la máquina. De lo que se trata aquí es de interactuar ya no sólo con unos contenidos predeterminados sino con otros individuos: con la redacción el periódico, con periodistas específicos, con otros lectores, o con los personajes de la actualidad.

Esta interactividad se expresa a través de los foros, de las cartas de lectores, de los chats, de las entrevistas en línea, del correo con editores, de las encuestas, de las noticias más leídas y de las noticias recomendadas.

La principal imagen que representa este tipo de interactividad -por lo menos hasta ahora- es la del lector ya no interactuando sólo con el ratón sino también actuando con sus dos manos sobre el teclado. Es el lector que está redactando, que está escribiendo, que está interactuando con otros individuos.
Entonces, si la primera era una interactividad con los contenidos, esta otra es una interactividad con los individuos. Si aquella era una interactividad selectiva, ésta es una INTERACTIVIDAD COMUNICATIVA (Rost, 2001).

Algunos autores (Bonime y Pohlmann, 1998) y en general todos los medios refieren a la interactividad sólo en términos de la interactividad con los contenidos. Otros autores (Bretz, 1983; Rafaeli, 1988; Jankowski y Hanssen, 1996; Schultz, 1999) sólo reservan el término para las interrelaciones mediadas con otros individuos. Nosotros consideramos las dos acepciones aunque destacamos que tienen implicaciones muy diferentes. Con la primera, el lector interactivo es principalmente un receptor, con la segunda, es también emisor. Con una, el lector actúa en un proceso de recepción individual, con la otra el lector produce contenidos que adquieren una relevancia pública.


2) HIPERTEXTO

La disposición de los contenidos en estructuras hipertextuales es otra de las características del Periódico Digital. Si hay controversias con el concepto de interactividad, también las hay con el concepto de hipertexto. ¿Qué es el hipertexto? ¿Qué implicaciones tiene el hipertexto para el periódico digital? ¿Cómo se puede explotar el hipertexto con todas sus potencialidades en el periodismo digital? Estas son algunas de las preguntas que surgen y generan opiniones encontradas.

Desde un punto de vista meramente técnico, el hipertexto es una herramienta informática a través de la cual podemos poner en conexión múltiples textos de manera automática e instantánea. El hipertexto permite conectar textos. Y no sólo textos, sino también sonidos, videos, gráficos interactivos, etc. Sin embargo, cuando se integran otras morfologías de la información como sonidos e imágenes se habla más específicamente de hipermedia.

El concepto de hipertexto tiene una historia mucho más antigua que el periódico digital e incluso que Internet. De hecho, el primer antecedente del hipertexto se remonta a 1945, un año antes de que se creara la primera computadora. Un ingeniero llamado Vannevar Bush, que fue consejero científico del presidente F.D. Roosevelt, ya imaginó entonces un sistema de almacenamiento y recuperación de la información que hoy recuerda al hipertexto. El primer sistema de hipertexto fue creado por otro ingeniero llamado Douglas Engelbart en 1968 y el que le puso nombre fue un filósofo llamado Theodor Nelson.

Nelson (1981) definió al hipertexto como una escritura no lineal, en contraposición con la escritura impresa que exige -según Nelson- un orden secuencial. Un orden secuencial implica una sucesión o serie continuada de cosas que guardan estrecha relación entre sí. La música tiene por ejemplo un orden estrictamente secuencial; los noticieros televisivos y radiofónicos también se exponen a las audiencias en forma secuencial; y un libro tiene un orden de páginas y capítulos que implican una secuencia de lectura. El hipertexto viene entonces a cuestionar esta secuencia fija, este principio y fin determinados, ya que el escritor muestra una serie de opciones entre las que el lector interactivo podrá decidir sus caminos de lectura. Y aquí empiezan las divergencias sobre el concepto. La discusión da para mucho más y si quieren las podemos debatir después pero sólo voy a apuntar tres cosas.

La primera es que no todos los hipertextos son iguales. Es más, hay estructuras hipertextuales que son en red, otras que tienen un orden jerárquico, y otras incluso que son tanto o más secuenciales que la novela más secuencial. De hecho, la mayoría de los periódicos digitales tienen un estructura hipertextual jerárquica.

La segunda es que hay muchos textos impresos que tampoco siguen un orden secuencial expositivo. Y el ejemplo más claro de esto son los diarios impresos actuales que son diseñados como si se tratara de coloridos mosaicos que ofrecen al mismo tiempo múltiples niveles de lectura, si bien con una estructura jerárquica.

Y la tercera es que un orden secuencial de escritura no implica necesariamente un orden secuencial de lectura. Una cosa es cómo se exponen los contenidos y otra muy diferente es cómo los aborda el receptor. Uno condiciona al otro pero no lo reduce. Son dos momentos diferentes que no se pueden reducir en uno. Un libro puede tener un orden expositivo lineal pero puede ser abordado por el lector de las formas más insólitas.
Estas tres observaciones, ponen en entredicho la contraposición entre hipertexto y texto impreso (3).

Pero en definitiva, qué es el hipertexto. Yo lo defino como una construcción discursiva multilineal basada en la interconexión de bloques de textos digitalizados. Es una construcción discursiva porque es una forma de exponer el discurso. Es multilineal -y no "no-lineal" como dice Nelson- porque se ofrecen múltiples caminos de lectura entre los cuales el lector recorrerá uno de esos niveles posibles inevitablemente en forma lineal y secuencial. Es decir, el lector va a construir su propia linealidad a partir de las múltiples opciones que le proponga el medio. Y esta forma de construir el discurso se asienta en la conexión de bloques de textos que están almacenados digitalmente.

¿Cuáles son las ventajas que puede tener el hipertexto? Muchas, aunque siempre depende de cómo esté diseñado. Por eso creo que conviene hablar de un hipertexto ideal. Un hipertexto ideal permite:

-una vinculación infinita de textos. Permite relacionar contenidos, establecer asociaciones. En el caso, del Periódico Digital, se pueden asociar no sólo las noticias que están relacionadas entre sí sino también se pueden vincular sus contenidos con los de otros sitios de la web, con los del archivo del propio periódico, con documentos extensos, etc. El hipertexto permite ampliar la actualidad descrita, enfatizar la intertextualidad.

- otras formas de acceso a los contenidos. Por un lado, la navegación y por otro lado la recuperación de la información. La navegación implica una exploración, andar un poco a tientas en la captación de información que pueda ser interesante eligiendo entre las posibilidades asociativas que permite cada diseño hipertextual. La recuperación en cambio es ir en busca de una información específica que el lector está necesitando. Los motores de búsqueda ofrecen una forma de recuperación de la información que es muy novedosa y que se basa en definitiva en el hipertexto.

- el hipertexto conforma además el tejido informático sobre el que se asienta la interactividad. Aporta las vías de acceso para interactuar tanto con los contenidos (interactividad selectiva) como con otros individuos (interactividad comunicativa).

Un hipertexto ideal amplía el horizonte de la actualidad que describe el medio, que dá otras posibilidades de acceso a los contenidos, que integra otras morfologías de la información (como son los sonidos y las imágenes), y que habilita la participación interactiva del lector. Por todo esto, puede dar un mayor poder al lector.

3) DOCUMENTACIÓN

Por primera vez en la historia, existe un medio que no tiene límites de espacio ni de tiempo en la acumulación de la información. El periódico digital puede almacenar y enviar toda la información que sea capaz de recoger y procesar para el medio. Se puede vencer así la eterna limitación de los diarios impresos y de los medios audiovisuales que obligaba a hacer una fuerte selección de las noticias para un espacio o tiempo acotados.

Esta propiedad de la documentación es la que permite a los periódicos digitales proporcionar textos extensos y trascendentes que serían imposibles de albergar en un medio tradicional, tales como: sentencias judiciales completas, leyes trascendentes y resoluciones gubernamentales importantes. Estos documentos en bruto ofrecen un nivel inédito de profundidad informativa al acercar las fuentes originales al lector. Un ejemplo de utilización de la documentación es el periódico Elpais.es que publica sentencias completas (caso Pinochet, Microsoft), leyes (ley de Extranjería) y proyectos (anteproyecto de la Ley Orgánica de Universidades), entre otros textos de interés.

La ausencia de límites es de vital importancia además para la contextualización de cada información en el periódico digital. El nuevo medio puede ofrecer enlaces al archivo del periódico, a bases de datos especialmente creadas para el hecho noticioso en cuestión, a bases de datos en la red, a las bases de datos multimedia disponibles en el servicio informativo y a artículos especialmente escritos para mejorar la comprensión del evento.

La mayoría de los periódicos digitales permiten la posibilidad de que el lector consulte por su cuenta los números atrasados o noticias ya publicadas. Funciona como una hemeroteca online de muy fácil acceso. Esta hemeroteca se exhibe de tres formas diferentes al lector: algunos medios permiten acceder a cada ejemplar en forma completa, otros tienen buscadores para recuperar información específica y un tercer grupo combina ambas modalidades. En algunos casos, la consulta es gratuita, mientras que en otros se ha vuelto un servicio de pago.

Los buscadores -no siempre gratuitos- permiten acceder tanto a unidades redaccionales del propio medio como, en ocasiones también, a información proveniente de otros sitios de la web. Este tipo de acceso es uno de los principales valores añadidos del periodismo digital, debido a que, además de permitir llegar a noticias incluso no vigentes para la actualidad periodística, ofrece la posibilidad de relacionar y cruzar información sobre un mismo tema y publicada en diferentes fechas.

La propiedad de la documentación se basa en definitiva en que el flujo informativo no es totalmente sustitutivo como en los medios tradicionales, sino acumulativo (Quim Gil: 1999). Los límites los pone, más que nadie, el lector. Porque la web tiene un espacio ilimitado pero los lectores no tienen una atención ilimitada (Rich, 1999).

De tal manera, la documentación permite:

1) profundizar los contenidos,
2) contextualizar la información,
3) reutilizar material ya producido por la redacción que de otra forma se mantendría ocioso en el archivo y
4) poner a disposición información de actualidad en bruto (Pérez Luque y Perea Foronda, 1997).


4) ACTUALIDAD MÚLTIPLE

Otra de las particularidades del Periódico Digital es el tipo de actualidad que se construye desde sus páginas. La actualidad es el presente social de referencia para los individuos (Gomis, 2000). Los medios contribuyen decisivamente a construir ese presente social.

El Periódico Digital presenta una actualidad que denominamos actualidad múltiple, debido a que el medio ofrece al mismo tiempo un menú de contenidos con diferentes temporalidades internas (Rost, 2002b). Los contenidos tienen diferentes tiempos de difusión. El lector accede a ese menú y de allí puede seleccionar hechos que están siendo difundidos en tiempo real (actualidad sincrónica), hechos que se conocen a lo largo del día y que son renovados en forma constante o al día siguiente (actualidad reciente), hechos que tienen elementos que se prolongan en el tiempo y por lo tanto pueden permanecer entre los contenidos del medio (actualidad prolongada), otros que son siempre de interés para el público y están presentes en secciones especiales (actualidad permanente) y otros que ni siquiera tienen que ver con este presente social de referencia que es la actualidad pero a los que puede accederse a través de buscadores y ediciones anteriores (la no actualidad).

Cada una de estas actualidades tiene un ritmo de difusión particular, ocupa espacios diferenciados en el periódico digital y requiere un enfoque periodístico específico. Incluso a lo largo del día el medio superpone contenidos con los mismos temas que, ubicados en distintas secciones, responden a diferentes ritmos de actualización. La actualidad en el periódico digital no vibra al unísono como en otros medios sino que se expresa simultáneamente en múltiples canales temporales.

Para los lectores, esta actualidad múltiple implica la posibilidad de elegir el ritmo de difusión y el tempo interno de las noticias, dentro siempre del menú de posibilidades que le brinde cada periódico digital en particular. La exposición a esta actualidad no tiene condicionamientos horarios (más que los que marca el propio ritmo de difusión periodística) ni tampoco espaciales (siempre que se cuente con una computadora y una conexión a internet).


5) RECURSOS MULTIMEDIA

El periódico digital tiene la posibilidad de proporcionar una información con toda una variedad de recursos: texto, fotografía, audio, video, infografías animadas y dibujos interactivos. Esta expresión multimedia de la información, integrada a través de distintos enlaces hipertextuales, simula más directamente la percepción multidimensional que tienen los individuos en la experiencia directa de los acontecimientos. Aún más "real" puede imaginarse esta retórica hipermedia cuando se incorpore la realidad virtual, como nuevo recurso para la representación simulada en tres dimensiones de cómo ocurrieron ciertos hechos (por ejemplo, grandes accidentes).

El limitante ancho de banda en la red todavía no ha permitido una exploración exhaustiva de estos recursos debido al "peso" que tienen las imágenes y sonidos digitales y el tiempo que demandan descargarlos. Por eso, existen más ejemplos de utilización multimedia en formatos de CD-ROMs que en los medios online, y muchos de ellos están más enfocados al entretenimiento que a la difusión de información.

Al mismo tiempo, no todos los periódicos tienen a su disposición videos y audios como recursos informativos. Los grupos multimedia son los que tienen más facilidades para incluir este tipo de elementos en sus servicios informativos digitales. En este sentido, las tendencias parecen apuntar hacia una "convergencia" -palabra muy utilizada en estos días- entre los distintos medios de comunicación en una sola redacción que reúne las distintas morfologías de la información. La redacción del diario Chicago Tribune es en este sentido paradigmática: funciona como un centro de operaciones que recibe contenidos multimedia de periodistas polivalentes, para luego distribuirlos en diferentes canales.
En este marco restrictivo, hay periódicos digitales que han ido incorporado poco a poco algunos de estos recursos, sobre todo se destacan las infografías animadas. Los españoles han añadido en el último año interesantes infografías animadas, por ejemplo El País.es y La Vanguardia Digital. Los argentinos Clarín.com y La Nación line en cambio se han inclinado más por la inclusión de audios y videos, generalmente para vehiculizar declaraciones de protagonistas de la noticia o para transmitir eventos en vivo.

Pero la retórica hipermedia, que vincula el hipertexto con los recursos multimedia, ofrece posibilidades de desarrollo del discurso periodístico que todavía no se han explotado en los medios digitales. Implica una nueva estructuración de la retórica de la actualidad, que difiere de la de los medios tradicionales, incluso de la televisión analógica que también reúne estas morfologías pero con una interactividad mucho más restringida. El entorno digital permite el desarrollo de toda una gramática interactiva multimedia: íconos dinámicos, textos o imágenes adicionales que aparecen cuando el ratón pasa sobre una sección de texto o gráfico, pequeñas ventanas que surgen al clickear sobre una palabra, objetos que el lector puede trasladar de un extremo a otro de la pantalla, etc (4).

En esa participación activa del lector interactivo en la selección de los contenidos multimedia hay un componente lúdico muy importante: la exploración entretiene al lector y lo anima a seguir adelante probando constantemente qué sucede si hace esto o lo otro.

Sin embargo, cuando los medios digitales suman recursos multimedia, la combinación de estas distintas morfologías de la información se realiza todavía de una forma más yuxtapositiva que complementaria. La organización de este discurso hipermedia con tantos recursos diferentes requiere de la constitución de una redacción exclusiva para el nuevo medio. Incluso precisa de cierta planificación a través del bosquejo previo de storyboards, similares a los del mundo audiovisual, para una integración efectiva de los diferentes recursos en cada noticia (5).


6) PERSONALIZACIÓN

La personalización implica entregar a cada cliente el periódico digital que responda a sus propios intereses. Se trata de una modalidad interactiva también en la medida que el periódico responde a lo que pide cada usuario. Sin embargo, son interacciones que más que buscar la formación de una cibercomunidad integrada alrededor del periódico, pretenden un contacto personalizado para que el lector tenga los servicios informativos que requiera individualmente en cada momento.

Actualmente, hay tres modalidades básicas de personalización:

1) Noticias por correo electrónico: el periódico envía al usuario todas las mañanas por e-mail un resumen de las noticias que publica en su edición digital.
2) Noticias personalizadas: es similar al anterior sólo que el resumen de noticias corresponde sólo a las secciones y suplementos que el usuario ha seleccionado previamente según sus intereses informativos. El lector selecciona los temas de su preferencia en una página-registro, por lo que las noticias que recibirá se ajustan a esas pautas. Aumenta así el nivel de pertinencia de las noticias. Esta modalidad parece que se está imponiendo por sobre la anterior y la utiliza por ejemplo La Vanguardia Digital.
3) Alertas: este es un servicio novedoso que ofrecen por ejemplo Clarín.com y, desde su relanzamiento en febrero de 2001, también Elpaís.es. El usuario puede recibir en su cuenta de correo electrónico o celular un recordatorio de noticias y eventos provenientes del medio impreso, espectáculos y también de una agenda personal de apuntes que permite llevar un registro propio de eventos, tareas y contactos. Se puede seleccionar el tipo de evento a recordar y programar el momento en que se desea recibir los avisos. Este servicio busca fidelizar al usuario y personalizar la relación con el periódico.

De esta forma el lector-usuario toma un papel activo en la selección y priorización de contenidos, y se evita la saturación de mensajes sin interés para el usuario. No obstante, cabe preguntarse si esta personalización de los contenidos no conduce a un excesivo ensimismamiento de las audiencias en sus propias áreas de interés.


Conclusiones

El periódico digital es un nuevo medio de comunicación diferente a los ya existentes. Es un medio que tiene potencialmente una retórica propia de la actualidad, una retórica que los periódicos digitales están lejos todavía de explotar en todas sus potencialidades. Es un medio que requiere entonces de un tratamiento periodístico diferente porque presenta características propias. Los principales rasgos diferenciales son:

-permite la interactividad con los contenidos y con otros individuos,

-organiza su discurso en forma hipertextual,

-ofrece una actualidad múltiple, en el sentido que da un menú de contenidos con diferentes temporalidades internas

-no tiene límites de tiempo ni de espacio por lo que permite una extensa documentación de la actualidad

-puede combinar distintos recursos multimedia

-y permite cierta personalización de los contenidos.

---------------

NOTAS:

1. En 1993, el Mercury Center, The Chicago Tribune y The Atlanta Constitution ya incluían algunas informaciones sin imágenes, a través de los grandes distribuidores de servicios en red norteamericanos, fundamentalmente American On Line, Compuserve y Prodigy.

2. La Nación se anticipó a su gran competidor, el diario Clarín. Precisamente Clarín.com se lanzó en 1996. Hoy es el más leído de la Argentina y el segundo más visitado en lengua hispana, después del español El Mundo.es.

3. Para una discusión más extensa sobre el concepto del hipertexto, véase: Rost, Alejandro (2002a) "The concept of hypertext in digital journalism". Ponencia en la 23º Conferencia de la International Association of Mass Communication Research (IAMCR). Barcelona 2002. Disponible en: http://www.portalcomunicacion.com/bcn2002/n_eng/programme/prog_ind/asp4.asp?id_pre=513

4. Para una descripción de estas posibilidades interactivas con los contenidos véase por ej.: BONIME, Andrew y Ken POHLMANN (1998).

5. Para un ejemplo de storyboard para una noticia en soporte digital véase por ejemplo: PEREZ LUQUE y PEREA FORONDA (1997) y RICH, Carole (1999).

 

-------------
Bibliografía citada

ARMAÑANZAS, Emi; Javier DIAZ NOCI y Koldo MESO (1996). El periodismo electrónico. Información y servicios multimedia en la era del ciberespacio. Barcelona: Ariel Comunicación.

ARMENTIA, J. I., Jon ELEXGARAY y Juan Carlos PÉREZ (1999). Diseño y periodismo electrónico. Bilbao: Universidad del País Vasco.

ARMENTIA VIZUETE, J y otros (2000). El diario digital. Análisis de los contenidos textuales, aspectos formales y publicitarios. Barcelona: Bosch.

BOGGIO, Lucio (2001). Noticias on line. Un perfil del nuevo periodismo. Tesis de licenciatura. Universidad Nacional del Comahue (Argentina). Sin publicar.

BONIME, Andrew y Ken POHLMANN (1998). Writing for the new media. The essential guide to writing for interactive media, CD-ROMs, and the Web. New York: John Viley & Sons.

BRETZ, Rudy 1983). Media for interactive communication. Londres: Sage.

CABRERA, María Ángeles (2000). La prensa online. Los periódicos en la www. Barcelona: CIMS.

CANGA LAREQUI; y otros (2000). Diarios digitales. Apuntes sobre un nuevo medio. Bilbao: Universidad del País Vasco.

DE PABLOS, José Manuel (2003). "El periódico ya era electrónico antes de Internet. Reflexiones sobre el concepto 'telemática'". En Sala de Prensa. Nº56. Año V. Vol2. Junio 2003. México: SdP. Disponible en: http://www.saladeprensa.org/art455.htm

DIAZ NOCI, Javier (1996). "Conceptos en torno al periodismo electrónico interactivo multimedia". XV Curso de Verano, Universidad del País Vasco. Donostia, 15 de julio de 1996. Disponible en: www.pd.lp.ehu.es/Website/Memoria/Docentes/Diaz%20Noci/Textos/.../donosti.htm

GIL, Quim (1999). "Diseñando el periodista digital (I)". En Sala de Prensa Nº 13. Año II Vol 2. Noviembre 1999. México: SdP. Disponible en www.saladeprensa.org/art89.htm

GOMIS, Lorenzo (2000) "Los géneros periodísticos como modos de interesar en la actualidad". Curso de Doctorado 1999-2000, Universidad Autónoma de Barcelona. Sin publicar.

JANKOWSKI, Nicholas y Lucien HANSSEN (Ed) (1996). The contours of multimedia. Recent technological theoretical and empirical developments. Gran Bretaña: John Libbey Media.

NELSON, Theodor (1981). Literary machines. Sausalito: Mindful Press.

OUTING, Steve (2002). "News sites repeat mistakes of the past. We still don´t recognize the power of interactivity". Editor & Publisher. 4 de Mayo. VNU eMedia Inc. Disponible en: www.editorandpublisher.com/editorandpublisher/features_columns/article_display.jsp?vnu_content_id=1461161

PÉREZ-LUQUE, María José y Maider PEREA FORONDA (1997) "El actual Periodismo Online", Mirandum Magazine, IVm Ed., Madruvá, Brasil.
Disponible en: www.hottopos.com/MirLibro/index.htm.

-(1998) "El reto de crear noticias online. Análisis de la comunicación online actual y perspectivas de futuro", Cuadernos de Documentación Multimedia, nº 6-7, Madrid: Universidad Complutense.
Disponible en: www.ucm.es/info/multidoc/multidoc/revista/cuad6-7/noticias.htm.

RAFAELI, Sheizaf (1988). "Interactivity: from new media to communication". En HAWKINS, Robert., John WIEMANN y Suzanne PINGREE (Eds). Advancing communication science: merging mass and interpersonal process. pp 110-134. Newbury Park: Sage.

RICH, Carole (1999). Newswriting for the Web. Estudio encargado por The Poynter Institute for Media Studies. Disponible en http://members.aol.com/crich13.

ROST, Alejandro (2002a) "The concept of hypertext in digital journalism". Ponencia en la 23º Conferencia de la International Association of Mass Communication Research (IAMCR). Barcelona 2002. Disponible en: http://www.portalcomunicacion.com/bcn2002/n_eng/programme/prog_ind/asp4.asp?id_pre=513

-(2002b). "La actualidad múltiple en el Periódico Digital". Ponencia presentada en el VII Ibercom, Congreso Iberoamericano de Comunicación. Porto (Portugal), noviembre de 2002.

SCHULTZ, Tanjev (1999). "Interactivity options in online journalism: a content analysis of 100 U.S. newspapers". Journal of Computer Mediated Communication. Vol 5, nª1. Septiembre.
Disponible en: www.ascusc.org/jcmc/vol5/issue1/schultz.html


-------------

Prohibida la reproducción total o parcial de este trabajo. Si quiere citarlo o establecer un enlace:
ROST, Alejandro (2003). "El periódico digital: características de un nuevo medio". Red-accion, sitio web del Area Periodismo de la Facultad de Derecho y Ciencias Sociales.
General Roca: Universidad Nacional del Comahue. Disponible en:
http://red-accion.uncoma.edu.ar/asignaturas/pd.htm